#TIPSIBERO COVID-19 y finanzas personales, ¿está en riesgo tu dinero?

Staff/Rossi

· El Mtro. José Luis Vásquez Costa, académico del Departamento de Estudios Empresariales, llama a no hacer compras de pánico y evitar los gastos innecesarios, entre otras medidas

Por: Mtro. José Luis Vásquez Costa, coordinador de la Licenciatura en Contaduría y Gestión Empresarial de la Universidad Iberoamericana

Una de las situaciones a la que muchos de nosotros restamos atención en estos días es, sin duda, la de las finanzas personales.

Las noticias sobre el avance de la pandemia, el número de casos en México, las reacciones de nuestro gobierno y los no tan afortunados comentarios a diferentes niveles han opacado y restado atención a elementos que debemos considerar debido a que las condiciones económicas a nivel macro y micro podrían verse afectadas en próximos días.

Tomemos como base los siguientes elementos:

El pasado 9 de marzo, la Bolsa de Nueva York sufrió uno de los desplomes más estrepitosos en la historia y el más importante de los últimos 12 años con una caída del 7% de caída inicial en el Dow Jones, seguido por el Dow Industrial con un valor similar al igual que Standard&Poors 500 y NASDAQ, que provocó un cierre de 15 minutos al superar la caída máxima permitida. El mercado reabrió sólo para concluir la operación con una caída promedio del 7.8%.

La Bolsa Mexicana de Valores el mismo día generó una pérdida del 6.8%.

El tipo de cambio en esa fecha supero en varias ocasiones los $22 pesos por dólar.

Inicialmente, se culpaba al petróleo de los Emiratos Árabes de dicha fractura hasta que se mencionó el avance del COVID-19 en China y su inminente propagación en países con alta relación comercial y turística como Italia, con un Milán en plena semana de la moda; y el factor Estados Unidos, nación con la que existe un alto interés comercial y amplias importaciones de materias primas y manufacturas, con el dólar debilitado. Estos hechos provocaron un desbalance económico mundial.

¿Esto nos afecta?, ¿realmente tiene que ver con nosotros, con las personas de a pie? Parecería que no, pero basta decir que los descalabros bursátiles han continuado y el dólar, que ha alcanzado los 25 pesos, habla de que el futuro inmediato de nuestros mercados no es halagüeño y, paulatinamente, se verán afectados los precios de las materias primas utilizadas en la manufactura de los productos que consumimos diariamente, lo que resultaría en probables incrementos en el corto plazo.

Entendiendo esto, ¿debemos caer en pánico? ¿Hay que correr a vaciar las tiendas de autoservicio por el probable encierro durante la pandemia? Creo que más bien lo que deberíamos hacer es generar un plan correcto para este proceso y tener en cuenta que salir de casa será un proceso que pudiera restringirse de forma paulatina. Por ello, recomiendo lo siguiente:

No hagas compras de pánico, esto te protege a ti, pero piensa que podrías tener en casa productos que no vas a utilizar y que otras personas requerirán. Adicionalmente, al haber demanda de productos que sobrecompremos y una oferta igual a la usual podríamos contribuir a generar incrementos de precios innecesarios o irreales; es decir, generaríamos inflación.

Restringe tus compras en dólares. No utilices mercado libre, wish, amazon u otra plataforma que te venda producto en dólares y te serán cobrados en pesos. Es probable que estés pagando un sobreprecio por diferenciales cambiarios de entre un 10% y un 15%, aproximadamente. Es mejor esperar.

Limita el uso de tu vehículo al máximo, así como tus salidas; evita lugares y acciones de riesgo, el peor escenario es tener que tratarse por el virus, pero, considera que el sistema de salud pública –IMSS e ISSSTE- está saturado por lo que, si tuvieras que tratarte a nivel privado el costo podría ser muy bajo en los casos leves –sólo se les dan medicamentos que disminuyen síntomas, como en los casos de gripe común- o muy altos si quien enferma requiere hospitalización por complicaciones de diversos tipos. El resultado a nivel financiero en el segundo caso podría acabar en pagos con tarjetas de crédito con médicos y hospitales privados lo cual es, sin duda, una mezcla sumamente costosa en nuestros días. Los artistas, conciertos, películas, etc. seguirán ahí cuando la epidemia termine.

Al haber menos ingresos, algunas empresas podrían buscar generar acuerdos en los que se disminuyeran sueldos de manera temporal. Esto no es tan probable si la epidemia no crece y pasa a fase tres, pero si el escenario se complica es necesario tenerlo como una posibilidad.

No hagas gastos innecesarios de ningún tipo. Es probable que al pedirnos que salgamos menos podamos hacerlo con cierta facilidad, pues no estaremos comprando cosas por todos lados y a toda hora.

Mantente alerta, informado, no caigas en mentiras ni en pánico innecesario, protege a tu familia y mantenerte sano, esto pasará. ¿Cuándo? Eso depende enteramente de nosotros, por ello, es importante tomarlo muy en serio tanto por tu salud como por tu salud financiera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *