Hallazgo de zapato con restos óseos provocó fuerte movilización en Quecholac

Sadit González

La búsqueda de probables fosas clandestinas provocó una fuerte movilización de policías y el Ejército Mexicano en campos de cultivo de la comunidad de Guadalupe Enríquez, en el municipio de Quecholac. De acuerdo con fuentes extraoficiales, en la zona localizaron un zapato con restos óseos humanos y por ello se hizo una intensa búsqueda por esa región.

Lo anterior ocurrió alrededor de las tres de la tarde de este viernes. En las acciones participaron elementos de la policía municipal, la estatal y personal del Ejército Mexicano de la 25 Zona Militar, así como la Fiscalía General del Estado (FGE).

Ante la confirmación del hallazgo del zapato con restos óseos, los agentes ministeriales solicitaron la presencia en el lugar de personal de peritos de la propia Fiscalía, para iniciar las investigaciones de rigor.

Las personas creen que algún perro pudo haber llevado el zapato con restos humanos hasta el lugar donde fue encontrado, por ello las autoridades piensan que cerca de allí puede haber un cadáver probablemente semienterrado. Incluso no se descarta que en la hipotética fosa pueda haber más cadáveres.

Algunas otras fuentes señalaron que en el lugar se encuentra un antiguo pozo de agua, el cual se piensa pudo ser utilizado como fosa clandestina por los grupos criminales que operan en la zona. Se especula que en su interior pueda haber cadáveres humanos, pero eso no ha sido confirmado por las autoridades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *