4 tarjetas de crédito ideales para parejas

Rossi A. G. 

En el marco del Día del amor y la amistad, el 44.1% de las parejas en México asegura que cada quien utiliza su tarjeta de crédito, el 39.1% que ocupa la tarjeta de su pareja para gastos de la casa, un 8.4% tiene una tarjeta adicional para su pareja, mientras que el 8.4% usa la tarjeta de su pareja para comprar lo que quiere, según un sondeo realizado por la plataforma de servicios financieros Coru.com y la empresa de estudios de mercado Brad Engagment.

Por otro lado, el 66.6% de las parejas mexicanas ha comprado algo a crédito, mientras que 33.4% nunca ha sacado con su pareja, de acuerdo al mismo sondeo.

“Compartir los gastos con tu pareja es una buena práctica de las finanzas sanas. Ya sea que vivan juntos o no, es básico que en una relación se hable de dinero y sepan cuál es su capacidad para gastar juntos, además de procurar dividir los gastos de forma equitativa y evitar contraer deudas que terminen por afectar la relación” comenta Sebastián Medrano, director de la plataforma de servicios financieros Coru.com.

“Una de las principales maneras de administrar los gastos en pareja es mediante una tarjeta de crédito. Así el titular otorga un plástico adicional a su pareja y establece un monto de crédito para no exceder los gastos. Además ambos pueden aprovechar las promociones y descuentos que el banco ofrece con el plástico”, añade.

A fin de orientar a las parejas sobre cuáles son las mejores tarjetas de crédito que pueden solicitar Coru.com destaca las siguientes:

● The Platinum Credit Card American Express

● Tarjeta de Crédito HSBC 2Now

● Tarjeta Azul BBVA

● Tarjeta Santander Light

La ventaja más importante de estos plásticos para las parejas es que no cobran ninguna comisión por solicitar tarjetas adicionales y tanto el titular como el cotitular acceden a los beneficios y promociones que otorga el plástico.

Recomendaciones para administrar el dinero en pareja

● Acuerden cómo usarán sus ingresos. Platiquen acerca de los gastos que tiene cada uno y aquellos que generan cuando están juntos, así podrán dividir los gastos y llegar a un acuerdo de cómo solventarlos.

● Definan prioridades. Una vez que conozcan en qué gastan, prioricen aquello que deben pagar con urgencia o con mayor recurrencia e identifiquen compras que pueden recortar.

● Elaboren un presupuesto. La finalidad de esto es conocer con exactitud cuánto dinero tienen y en qué lo gastarán. Así tendrán una mayor claridad de los recursos que pueden destinar a las actividades cotidianas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Categorías