Perú encuentra oxígeno con un inesperado triunfo sobre Colombia

EL PAÍS

Ricardo Gareca conserva su crédito como seleccionador de Perú. El entrenador argentino, que marcha en el sótano de las eliminatorias sudamericanas al Mundial y sufrió una estruendosa goleada en su primera salida de la Copa América de Brasil ante los anfitriones, encontró oxígeno con una victoria 2-1 sobre una Colombia fundida, que lo intentó hasta el último suspiro, pero no tuvo fortuna. El resultado mantiene con vida al equipo inca, finalista del torneo hace dos años, y le pone algo de suspenso a la clasificación de los cafeteros, que se estancan con cuatro puntos. Venezuela y Ecuador empataron 2-2 en la apertura de la tercera jornada del grupo B, que lidera la intratable Seleçao de Neymar, de descanso este domingo.

En el otro banquillo, Reinaldo Rueda perdió el invicto en su quinto partido oficial al frente de Colombia. La nueva ‘era Rueda’ comenzó este mismo mes, justamente frente a Perú en Lima por la eliminatoria mundialista. Colombia resolvió ese difícil debut, después del naufragio del proyecto de Carlos Queiroz, con una cómoda goleada por 0-3. Los cafeteros, dirigidos entonces por el entrañable José Pékerman, ya habían celebrado su clasificación a Rusia 2018 con un empate a domicilio 1-1 en la última fecha frente a Perú, que también obtuvo su histórico tiquete con una escala en la repesca. Pero esos plácidos recuerdos colombianos se diluyen cuando llega la Copa América, un torneo en el que la tricolor no derrota a los peruanos desde hace 20 años, la edición de 2001 que ganó invicta en casa sin recibir un solo gol.

Rueda siguió rotando su nómina. Como principal novedad envió a Miguel Ángel Borja, el goleador del Junior de Barranquilla, para acompañar en el ataque a Duván Zapata, el cotizado delantero del Atalanta que ha lucido ansioso en Brasil. En el mediocampo, mantuvo el peso de la creación sobre Edwin Cardona y Juan Guillermo Cuadrado, el alma del equipo ante la ausencia de James y Falcao, pero incluyó a Sebastián Pérez, el mediocampista del Boavista, en el lugar de otro notable de la liga portuguesa, Matheus Uribe, del Porto, suspendido por acumular su segunda amarilla el jueves en el empate sin goles ante Venezuela.

A diferencia de la Vinotinto, el equipo de Gareca no se encerró, con el italo-peruano Gianluca Lapadula, del Benevento, en el lugar de Paolo Guerrero como único punta. El partido se planteó de ida y vuelta. Sin que se cumpliera siquiera el primer minuto, el ‘Toro’ Zápata ya había rematado a las manos de Pedro Gallese. Cuadrado también lo intentó con un disparo desde la esquina del área que se fue afuera por poco, y Borja con otro que se desvió en un defensor. Pero fue Perú el que sorprendió a los 16 minutos, cuando estrelló en el palo un remate lejano del mediocentro Yoshimar Yotún, campeón del fútbol mexicano con Cruz Azul, y el rebote le quedó servido a Sergio Peña, su compañero del descendido FC Emmen holandés, para fusilar a placer a David Ospina. Así acabó la racha virtuosa en la Copa del portero del Nápoles, que había mantenido su arco en ceros en los dos primeros juegos y durante sus cuatro partidos de la anterior edición.

El central Alexander Callens, novedad en la alineación de Gareca, se multiplicó para repeler las incursiones cafeteras, hasta que en la segunda mitad un pase filtrado de Cardona desde antes de la mitad de la cancha encontró el desmarque de Borja, derribado por Gallese. El propio Borja convirtió el penal en gol, con un cobro a la derecha que envió al arquero del Orlando City de la MLS al otro palo.

Las señales apuntaban a la remontada de Colombia, pero en un tiro de esquina aparatosamente defendido, Yerry Mina se llevó por delante la pelota con el pecho y la infructuosa volada de Ospina sacó el balón de adentro del arco. La reacción colombiana llegó casi de inmediato, cuando Luis Fernando Muriel, que reemplazó a Zapata, zigzagueó en el área para provocar un desvió al tiro de esquina. En el cobro, Gallese atajó el potente cabezazo del piso de Borja, que volvió a desviar otro remate en la siguiente jugada. Las incursiones se sucedieron sin éxito. Mientras Perú se encontró dos anotaciones en tres remates entre los palos, a Colombia se le atragantaron los goles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *