¿Conviene adelantar el aguinaldo a los trabajadores por el Buen Fin?

Staff/Rossi

Previo al arranque del Buen Fin 2020 algunas empresas se cuestionan sobre qué tan conveniente es adelantar el aguinaldo a sus trabajadores para que puedan disfrutar de las ofertas, ya que muchos negocios vienen de meses complicados debido a los estragos causados por la pandemia.

A pesar de que hace un par de meses la reactivación económica ha dado pie para que las empresas de todo el país vuelvan a dar servicio, la cuarentena fue un tremendo golpe a sus finanzas y las medidas sanitarias que aún persisten como el aforo limitado, pueden ser un factor que les impida alcanzar los ingresos habituales.

En años anteriores algunas empresas ya acostumbraban a adelantar una parte del aguinaldo en estas fechas, y el resto de la prestación la pagaban a inicios de diciembre. Incluso los funcionarios de gobierno reciben una parte de su aguinaldo previo al Buen Fin.
Esta fecha ha sido importante para la economía de los negocios mexicanos que ven en esta iniciativa una oportunidad importante para incrementar sus ganancias, y atraer clientes con atractivos descuentos y promociones.

No obstante, “la decisión de adelantar o no el aguinaldo dependerá de las posibilidades de cada empresa. Es comprensible que muchas Pymes no tengan la solvencia suficiente para adelantar la prestación y quizá esperen a que las ventas por el Buen Fin mejoren su situación, pero habrá otras que sí puedan adelantar el pago. Sea cual sea el caso, es importante recordar que el pago del aguinaldo está definido por ley”, señala Andrea Rojas, Head de Recursos Humanos (RRHH) en Runa, plataforma de nómina y gestión de Recursos Humanos.

El aguinaldo es una prestación a la que tienen derecho todos los trabajadores en México, de acuerdo con el Artículo 87 de la Ley Federal del Trabajo, se deberá entregar antes del 20 de diciembre y el monto mínimo corresponderá al salario de 15 días del trabajador.

De acuerdo con Runa, adelantar el pago de dicha prestación tiene pros y contras que toda empresa debe considerar:

Ventajas:

  • Brinda a los trabajadores la posibilidad de ponerse al corriente con sus gastos.
  • Contribuye a la reactivación económica.
  • Entregar el aguinaldo en partes suele ser más accesible para la empresa.

Desventajas:

  • Es posible que la empresa no cuente con recursos suficientes para depositar el adelanto.
  • Puede quedarse con poco capital, lo que podría comprometer sus operaciones futuras.

De acuerdo con Runa, es importante que si una empresa decide adelantar el aguinaldo no pague más del 50% a cada trabajador, “así no compromete sus gastos futuros y le brinda al trabajador la posibilidad de contar con efectivo para las compras de fin de año”.

Asimismo, otra recomendación es que las empresas negocien el adelanto con los trabajadores. Pueden establecer fechas, montos o incluso sólo depositar el adelanto a solicitud de cada empleado, de acuerdo a sus necesidades y las posibilidades de cada negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *