En Línea Deportiva, la columna de Pepe Hanan

Pepe Hanan

  • Desbandada y francachelas

Terminó la temporada para el equipo camotero y los rumores y especulaciones no se hicieron esperar.

De entrada se maneja la posibilidad de la salida de algunos jugadores como Christian Tabó de quien, se dice, estaría con un pie en Toluca, aunque Cruz Azul también lo pretende.

Al igual que el defensa brasileño Lucas Maia, quien sería cedido a los escarlatas toluqueños, quienes algo le vieron al carioca.

Guillermo Martínez, quien a mi parecer no lo hizo mal, también estaría emigrando a otra escuadra del fútbol mexicano.

En el América se da como un hecho la llegada del defensa Israel Reyes a quien desde hace tiempo le habían echado el ojo.

En Tijuana y en algunos otros equipos tienen interés por llevarse al arquero Antony Silva quien demostró ser muy confiable bajo los tres palos.

Por quien también algunos equipos tienen interés, es por Diego de Buen, quien, a decir verdad, mostró que aún es buen jugador de primera división.

Además de Diego, otro que termina contrato es el Capitán Javier Salas, de quien se dice estaría regresando a Cruz Azul.

Todas estas opciones que le menciono al día de hoy son eso, opciones e intereses de equipos que pretenden llevárselos, sin que aún sea oficial.

Ojalá que no todas estas posibilidades se concreten, pues sería tanto como desarmar al equipo aún más que el torneo anterior.

También salió el directivo Iñigo Regueiro quien, como varios más, terminó encontrando cabida en el San Luis y según se ha manejado, pretenden él y otros que estuvieron en Puebla como Iniesta y Severiano García, llevarse al DT Nicolás Larcamón a tierras tuneras, valiéndose de que ellos lo trajeron y por la amistad que los une con el argentino.

Tendríamos que ver qué tantas salidas de jugadores se concretan y qué opina Larcamón sobre quedarse con una escuadra a la cual tratarán de reforzar con extranjeros de medio pelo para abajo, intentando que el sudamericano vuelva a lograr el milagro de armar otra escuadra competitiva y después volver a vender lo que salga bueno para seguir recuperando dinero para sus arcas.

Pachangón de Fin Año.

Mientras los aficionados poblanos sufren la posible desbandada de jugadores del equipo camotero y se encuentran preocupados porque aparentemente el equipo no será bien reforzado por falta de presupuesto, los empleados del equipo se dan la gran vida con pachangas, vinos y regalos tecnológicos.

Mire usted, sucedió el viernes pasado, día en el que, convocados por ya sabemos quién, iniciaron la travesía en una parque extremo en Atlixco llamado Kikapu Adventure, donde el boleto redondo para divertirse ronda en los 400 pesos por persona.

Después de una mañana extrema, partieron de regreso al antro más grande de Puebla conocido como Estadio Cuauhtémoc, donde se encontraron con un sin número de sorpresas encabezadas por el defenestrado Tío Puebla (Rivello) quien, además, fue vapuleado por los jugadores del León después de que se burló de ellos y ahora están en la final

 

De verdad que fue un acto cómico y musical donde algunos vestidos de Santa Claus y con las empleadas del Profe David vestidas de duendes, amenizaron el evento donde además llevaron a un imitador de Juan Gabriel quien le cantó al oído a los y las presentes.

Todo esto después de que entre rifas y brindis se regalaron Pantallas de televisión de buenas pulgadas además de IPads y demás equipos electrónicos bajo una gran carpa rentada ex profeso para el evento.

 

No está de más apuntar que en el evento, brindaron con buenos vinos y tequilas donde el costo de las mismas ronda los mil pesos por ‘pomo’, por el futuro prometedor que les espera.

Independiente de que se diviertan y realicen sus comidas y eventos llenos de despilfarros (situación que por cierto me tiene sin cuidado, solo doy cuenta de las cosas), la pregunta sería: ¿Se vale que mientras se supone que el equipo no tiene presupuesto y tiene que deshacerse de jugadores para poder sobrevivir, donde no hay para refuerzos de calidad y siempre se esté compitiendo como equipo pobre, es correcto que los empleados despilfarren lo poco que debe haber en regalarse televisiones, iPads, teléfonos celulares?

¿Degusten bebidas caras como el Tequila ‘Maestro Dobel’ (como presento en la fotografía) y para los jugadores no exista ni la posibilidad de tener al menos un aumento para que consideren quedarse en el equipo?

Es pregunta.
Usted juzgue.
Nosotros como siempre seguiremos En Línea. Hasta la próxima.
[email protected]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías