La candidata del Partido Nueva Alianza a la presidencia municipal de Puebla, Ernestina García Chávez, se sumó al proyecto del candidato de la colación Por Puebla al Frente, Eduardo Rivera Pérez, bajo el argumento que su partido nunca le brindó apoyo.

En entrevista previa al iniciar el Conversatorio entre candidatos a la presidencia municipal, en la universidad Iberoamericana, la candidata destacó que durante toda la campaña su partido la abandonó y nunca le brindó apoyo ni emocional ni moral.

“Por mi origen indígena, me discriminaron, por lo que me dejaron sola, por ello me sumo a Eduardo Rivera, quien es el mejor perfil, además que adoptará mis 4 propuestas, la que destaca el impulso al campo”, enfatizó.