Palou Pérez, en 1972, fundó el Concurso Latinoamericano de Cuento Edmundo Valadés. Además, fue gestor de la distinción de “Puebla, Patrimonio Cultural de la Humanidad”.

Puebla, Pue.- Pedro Ángel Palou Pérez, nació en la ciudad de Orizaba Veracruz, un 11 de mayo de 1932, y falleció este 11 de enero a la edad de 85, siendo Por excelencia una de las mayores figuras representativas en la entidad.

Su amor a la ciudad surgió cuando llegó de joven a estudiar a la capital del estado y en ese mismo instante conoció el monumento de la Fundación de Puebla que estaba en la colonia La Paz y que hoy se ubica en el Paseo de San Francisco.

Considerado el Cronista del Estado de Puebla; siempre tuvo la inquietud de estar en los medios de comunicación, de ser periodista; pero cuando era joven en Puebla no había esa carrera, lo más cercano era la Licenciatura en Derecho a la que dejó poco tiempo después porque no era su vocación.

Desde 1953 comenzó a escribir, y lo hizo por casi 20 años, en el periódico El Sol de Puebla donde tuvo una columna, incluso fue cofundador del extinto periódico La Voz de Puebla. Ese fue su primer trabajo.

Pedro Ángel Palou se consideraba un hombre honesto, que ha dado su vida no sólo por la cultura, sino también en el magisterio al haber impartido durante 36 años consecutivos la materia de Historia de México en el Instituto Oriente de la ciudad de Puebla. Una de sus alumnas fue la escritora Ángeles Mastretta, también el empresario José Antonio Fernández Carbajal.

Palou Pérez, fue un gran precursor de las artes y la cultura a lo largo y ancho del territorio poblano, cuando ocupó por primera vez la entonces Secretaría Cultura y en dos ocasiones y dos veces Subsecretario de Cultura del Gobierno del Estado de Puebla, de la mano de dramaturgo Héctor Azar, que durante su gestión se fundó la Compañía Estatal de Teatro y la Orquesta Sinfónica del Estado de Puebla. Organizó el Magno Festival Palafoxiano y creó los museos de Arte Virreinal y Arte Moderno.

Asimismo, fue fundador del Instituto Cultural Poblano y de la Casa de la Cultura de Puebla, así como del Consejo de la Crónica de la ciudad de Puebla y del Consejo de la Crónica del Estado.

Entre su obra escrita se encuentran: Puebla: historia de su fundación; Las Cartas de Víctor Hugo; Momento Luminoso y Estelar del 5 de Mayo y la Intervención; Fundación de Puebla y 3 momentos de su historia; José Luis Rodríguez Alconedo, de la Colección Grandes protagonistas de la historia de Puebla; Aquiles Serdán y el Antirreeleccionismo en la Ciudad de Puebla (1909 - 1911).

Zapata; 5 de Mayo de 1862, quince ediciones en español, cuatro ediciones bilingües y una trilingüe; Pobre Patria Mía: La Novela de Porfirio Díaz; Varón de Deseos: Una Novela sobre el Barroco Mexicano y su Gran Mecenas: Juan de Palafox; Guía de la Palafoxiana; La guerra de Independencia en Puebla 1996; Toda la Noche Ardió la Tierra; entre otras.

Se casó con Victoria García y tuvo cuatro hijos: Enrique, el Ingeniero Químico; Pedro, el escritor; Juan Ignacio, el deportista quien jugó para el Puebla de la Franja; y Javier, el comerciante y 10 nietos.

Los restos del Cronista, serán velados en la Capilla 1 de Valle de Los Ángeles.