La globalización ha generado una población enferma

Rossi A. G. 

Los malos hábitos alimenticios que trajo la globalización, especialmente la industria nacional y trasnacional de la comida chatarra, condujo a una población enferma, México es el ejemplo ideal: más del 70 por ciento enfrenta problemas de sobrepeso, el 9 por ciento tiene diabetes.

Se dispararon los padecimientos vasculares (cardiología y cerebrovasculares), mismos que obligaron a las autoridades en el ramo buscar soluciones para revertir el mal que tiene colapsado a las instituciones de salud.

Jorge Alejandro López Flores, del Centro Especializado en el Manejo Integral de la Diabetes, dijo que su éxito podría replicarse en todo el país, confían especialistas, comparten esfuerzos desde psicólogos, pasando por nutriólogos, instructores físicos y especialistas para la atención del pie diabético para detener el problema.

No es terapia inventada o creada aquí, es un modelo traído directamente del Instituto Dasman de Kuwait para enfrentar este padecimiento, y donde se ofrece una atención integral de la enfermedad, además de proporcionar apoyo y orientación a los familiares.

Expuso que antes de los años 80, este padecimiento se presentaba en pacientes de 60 a 70 años como consecuencia de su inactividad y la alimentación que era rica en grasas y carbohidratos; en la actualidad se presenta entres los 30 y 40 años de edad, lo más alarmante, en niños de 12 a 14 años.

Una vez aceptado, el paciente pasará a cada uno de los departamentos, en primer lugar con el endocrinólogo, con educadores en diabetes, al departamento de psicología, nutriólogos, con el ortopedista, y con los activadores físicos, donde a partir de ese momento y con el compromiso de no faltar a sus citas, la vigilancia entre la misma población en terapia será estricta.

Por sus éxito a este centro han venido de diferentes partes de Latinoamérica para una posible réplica en sus países; también funcionarios de la Secretaría de Salud Federal, quienes estudian la posibilidad de replicarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Categorías